martes, 15 de diciembre de 2015

Dos empates con escaso juego



Con sendos empates ha concluido la doble visita a Wolverhampton y Blackburn, dos equipos que estaban muy próximos en la clasificación al Forest y que han deparado partidos igualados y no demasiados vistosos. Para el Forest no han sido malos resultados tras vencer sus dos anteriores partidos en casa, ya son cuatro jornadas sin perder y sumando ocho puntos que están sirviendo para alejarse del peligro de la zona de descenso.

El viernes en Wolverhampton, Freedman repitió el mismo once que había vencido al Fulham. No comenzó jugando mal el Forest pero a los quince minutos se vio con un gol en contra, falta lateral que lanza Graham y en el segundo palo aparece para cabecear con mucha fuerza Ebanks-Landell que bate a De Vries. Al Forest le costó mucho crear peligro, y en la primera mitad la mejor ocasión fue un cabezazo como no de Mills que atajo con facilidad Ikeme. Los Wolves parecía que tenían el partido muy controlado y dispusieron de alguna ocasión en las botas de Le Fondre y Graham. El Forest mejoró en la recta final con la entrada de Ward, Williams y Blackstock, y precisamente el delantero internacional de Antigua y Barbuda fue el autor del empate en el minuto 80 con un gran remate de volea tras un córner sacado por Lansbury. Después Pinillos con la cabeza despejaba un peligroso disparo de McDonald.

Y ayer el Forest arrancó otro empate a cero en su visita al Blackburn Rovers. Esta vez si hubo bastantes rotaciones, hasta cuatro cambios respecto al viernes, entraron Tesche, Ward, Williams y Blackstock en los puestos de Vaughan, Mendes que fue baja por problemas físicos, Oliveira y O’Grady. Y tanto cambio se noto en la parte ofensiva porque el Forest creo muy pocas ocasiones claras en todo el encuentro, tres disparos un tanto inocentes de Ward, Lansbury y Osborn era todo el bagaje hasta que en el primer minuto del eterno descuento, Mills estuvo a punto de marcar en una jugada clásica, córner botado por Lansbury y Mills cabecea obligando a Steele a una gran intervención para enviar el balón al poste. Tremendo el peligro que genera Mills en las jugadas a balón parado, con cuatro goles es el máximo goleador en liga junto a Oliveira. Pero sobre todo la primera mitad fue de claro dominio del Blackburn que tuvo su mejor ocasión con un gran disparo de Marshall que se estrello en el larguero. Rhodes esta vez estuvo bien marcado por la zaga del Forest, impidiendo que rematara con comodidad. En la segunda mitad el partido se igualo y la entrada de Oliveira dio algo más de dinamismo a la ofensiva red, un cabezazo de Koita bien atrapado por De Vries fue lo más peligroso de los Rovers en ese periodo.

En los dos partidos el Forest no ha realizado un juego brillante y ofensivamente le ha costado generar peligro, pero ha mostrado una gran solidez defensiva y una mayor consistencia que en partidos como por ejemplo ante el Brentford donde se le escaparon los puntos en el tramo final.

Este sábado se recibe al Milton Keynes Dons que ocupa plaza de descenso, hay que seguir ganando en casa para alejarse lo más pronto posible de la zona baja y quizás en el tramo final de la Liga poder aspirar algo más. Una victoria aún haría mejores los dos últimos empates.

El equipo Sub’18 dio una gran alegría al superar la eliminatoria ante el Brighton de la FA Youth Cup, tras empatar a uno durante el tiempo reglamentario y el tiempo extra, los pupilos de Jack Lester pudieron vencer en la tanda de penaltis. McDonagh en la primera mitad fue el autor del único tanto del Forest y Gamblen marcó el penalti decisivo. En la siguiente ronda su rival será el Birmingham y volverán a jugar en el City Ground.

Mientras los Sub’21 caían con estrépito ante el Barnsley por 6-0 pero la gran noticia de ese partido es que el capitán Chris Cohen pudo volver a jugar después de muchos meses, completo 45 minutos, parece que con una buena actuación y sin resentirse de su lesión. La recuperación parece que va por buen camino, ojala pronto veamos en los terrenos de juego a Reid, Fryatt y Assombalonga.