miércoles, 15 de febrero de 2017

Mejoría pero no es suficiente

El Forest mejoró bastante sus prestaciones ayer respecto al partido en Norwich pero no fue suficiente para puntuar en campo del Fulham, al final derrota por 3-2 en un encuentro donde Brazil hizo bastantes cambios y una vez más el sistema defensivo del equipo dejó bastante que desear.

Hasta seis cambios hizo Brazil en el once titular; Stojkovic, Kasami, Cash, Worrall, Brereton y McCormack entraron en el equipo, en el caso del portero serbio por la grave lesión de Henderson que se pierde lo que resta de temporada. También hubo cambio de sistema jugando con tres centrales como ya hizo en alguna ocasión Montanier. Destacar el retorno de Kasami que no estaba contando en las últimas jornadas, y la pareja atacante que formaron McCormack y el joven Brereton que volvió a mojar. Por el contrario sorprende que dos de los nuevos fichajes como Teixeira y Ariyibi volvieran a quedarse fuera de la convocatoria.

El partido comenzó de cine para el Forest con el gol de Kasami a los dos minutos, el internacional suizo sacó un buen disparo que batió a Button. El Forest parecía controlar el partido pero en dos minutos el Fulham dio la vuelta al marcador, a los 31 minutos tras una buena combinación local Cairney hacia el 1-1 y solo dos minutos después el brasileño Piazon penetra en el área y supera a Stojkovic.

Al comienzo de la segunda parte, buen centro de Fox y Brereton con un gran testarazo empata, gran gol del joven delantero que lleva ya dos tantos desde que debutó hace muy poco y que sigue ilusionando cada partido que juega. Kasami tuvo una buena oportunidad para adelantar al Forest pero su remate se fue fuera por poco. Y en el minuto 72 Kebano aprovechando un rebote con Hobbs marcaba ante la salida un tanto en falso de Stojkovic.

En los últimos minutos Brazil dio entrada a Vaughan, Clough y Assombalonga buscando la igualada pero solo generó peligro con un disparo algo desviado de Vaughan. Al final el 3-2 fue el resultado final que deja al Forest con siete puntos de ventaja sobre el descenso aunque ha jugado un partido más que la mayoría de rivales.

Sigue sin lograr el Forest buenos resultados fuera de casa, con Brazil son tres derrotas en tres salidas, y se mantiene la sangría de goles encajados. Así va a ser difícil no sufrir hasta el final por lograr la permanencia.

La próxima cita este sábado en el City Ground ante el Sheffield Wednesday, donde esperemos se mantenga el buen rendimiento de los últimos partidos jugando de local, aunque el rival es de entidad, los búhos son sextos y sueñan con volver a meterse en el play-off como ya hicieran la temporada pasada.